“Jesús Es Rey De Reyes”

 

Muchos dicen  adorar y servir a Jesús, pero niegan al  verdadero Jesús  de las Escrituras . Un segmento grande del mundo denominacional niega el actual reinado de Jesús diciendo que el reinado de Jesús como rey será en el futuro. Se conoce esta doctrina como el Premilenialismo .  En Apocalipsis 17: 14 Jesús se llama “Señor de señores, y  Rey de reyes.” Note que en la época del acontecimiento que es descrito, Él es llamado Señor de señores, y Rey de reyes. “Éstos” del verso que hacían  guerra contra Jesús es Babilonia (Versos 5-13). Es la personificación de la oposición religiosa a Cristo se identifica como “Babilonia… la madre de las Ramera” y  la bestia de la tierra que fue introducida en el capítulo 12 (versos 11-18).  Pablo se refirió a Jesús como “ solo Soberano, Rey de reyes, y  Señor de señores” en  (I Tim. 6: 15). Jesús recibió toda la autoridad (un Soberano es uno quién tiene la autoridad) después de su resurrección de los muertos (Mateo 28: 18, Romanos. 1: 4). Jesús también fue conocido como  Señor, uno quién tenía autoridad y debía ser obedecido (Lucas. 6: 46).  “ ¿Por qué me llamáis Señor , Señor , y no hacéis lo que yo digo?

Con respecto a Jesús que es Soberano, Señor de señores, y Rey de reyes, Pablo mencionó que en Jesús reside la “inmortalidad” (I Tim. 6: 16 Jesús tiene el poder de salvar, siendo el Soberano, Rey de reyes, y Señor de señores). Por lo tanto, a la hora de escribirse 1 Timoteo 6 , Jesús era Rey de reyes.

El reinado  de Jesús profetizado . Hay un número de  profecías  que mencionan el hecho  que Jesús sería rey y que también nos ayuda a identificar cuando Jesús asumiría su reinado  (véase 2 Samuel  7: 12, 13; Jeremías  23: 5, 6; Isaías  9: 6; Daniel  2: 44). Quizás el más interesantes profecía  con respecto al reinado de Jesús se encuentran en Zacarías  6: 12, 13.

“12: Y le hablarás, diciendo,  así  ha hablado Jehová de los ejércitos diciendo: He aquí el varón cuyo nombre es el RENUEVO  el cuál brotará de sus raíces y edificará el templo de Jehová .13: Él edificará  el templo de Jehová, y él llevará  gloria, y se sentará y gobernará en su trono; y habrá sacerdote a su lado; y  consejos de  paz habrá entre ambos. “(Jeremías 23: 5 se hace claro que el “renuevo” es Jesús.)

La profecía de Zacarías  no sólo menciona que Jesús “gobernaría sobre su trono ” sino que  también él “sería sacerdote sobre su trono.”  El Comentario del Púlpito comenta así  en relación a la profecía de Zacarías “… Todos… quiénes oyeron las palabras deben haber entendido que tenían referencia “a la raíz ” de David, el Mesías  que había de  venir, a el cual le fue confiada   el Sacerdocio Mesiánico y la dignidad real…, como Melquisedec para combinar los oficios de sacerdote y  rey ” (volumen  14, página. 59). Jesús oficiaba como Sumo sacerdote  a la hora de la escritura de Hebreos 4: 14-16; por lo tanto, Jesús era también Rey de reyes al mismo tiempo.

El rey nace. El ángel Gabriel explicó a María con respecto al niño que ella llevó dentro de ella (Lucas 1: 26-35). Gabriel también explicó que llamarían su nombre Jesús,  ,  “ Este será grande, y será llamado Hijo del Altísimo, y el Señor Dios le dará  el trono de David  su padre ; y reinará sobre la casa de Jacob para siempre; y  su reino no tendrá fin ” (Versos 32, 33). El evangelio de Mateo relata la visita que hicieron unos magos que vinieron del oriente diciendo ¿Dónde está el rey de los judíos que ha nacido?…y venimos a adorarle”. ( Mateo 2 : 1-12) esto causó gran conmoción en todos en Jerusalén.

Crucifican al rey. El clímax de la vida de Jesús comenzó cuando lo arrestaron y  llevado a juicio con testigos falsos (Juan 18). Notemos cómo el  gobernador   romano  Poncio Pilatos presentó a Jesús a quien había arrestado,  a los judíos que pedían  la muerte y muerte de  crucifixión: ¡“He aquí vuestro rey!” (Juan. 19: 14.) Pilatos procuró  razonar con la multitud enojada diciéndoles: , “¿A vuestro Rey he de crucificar?” (Verso 15.). Con respecto a la crucifixión leemos, “y Pilatos escribió un título, y lo puso en la cruz, y la escritura era, JESÚS NAZARENO  REY DE LOS JUDÍOS ” (Verso  19). Cuando los judíos quisieron cambiar el título , Pilatos rechazó  realizar cualquier  cambio (Versos  21, 22). Es evidente del diálogo entre Jesús y Pilatos  que Pilatos  creyó a Jesús ser el Rey (Juan  18: 33-36, 37). “Entonces Pilatos volvió a entrar en el pretorio, y llamó a Jesús y le dijo: ¿Eres tú el Rey de los Judíos?”  “ Respondió Jesús: Mi reino no es de este mundo; si mi reino fuera de este mundo, mis servidores pelearían para que yo no fuera entregado a los judíos; pero mi reino no es de aquí,  Le dijo entonces Pilato:¿Luego, eres tú rey? Respondió Jesús: Tú dices que yo soy rey.  Yo para esto he nacido, y para esto he venido al mundo, para dar testimonio a la verdad.  Todo aquel que es de la verdad, oye mi voz.

El rey está vivo. Jesús profetizó su muerte y su triunfante resurrección  (Mateo 20: 19).  Jesús fue realmente levantado  del sepulcro (Mateo 28: 5, 6). Un acontecimiento interesante ocurrió después de la resurrección de Jesús que implicó a dos mujeres, una llamada  María, “ Entonces ellas , saliendo del sepulcro con temor y gran gozo, fueron corriendo  a dar nuevas a sus discípulos , he aquí, Jesús les salió al encuentro, diciendo: ¡Salve!. Y ellas acercándose , abrazaron sus pies  y le adoraron ” (Mateo . 28: 8- 10). Someto el comportamiento y la acción rendida a Jesús como  la reverencia que merece  un rey.

La coronación de Jesús, el rey. Después que Jesús fue crucificado, fue enterrado, y resucitó al tercer día, Él se reveló por 40 días para probar su resurrección (Hechos  1: 3). Note que  Jesús habló a sus apóstoles “de las cosas referente al reino de Dios ” (un reino presupone un rey). Cuando él hubo hablado a sus apóstoles “le recibió una nube que le ocultó de sus ojos” (Verso  9). Pronto después de la ascensión de Jesús, el día aguardado de Pentecostés llegó (Hechos  2). Pedro predicó así a esta gente sobre el Jesús resucitado y su necesidad consiguiente de ser salvados:

“29: Varones  hermanos, se os puede decir  libremente  del patriarca David, que  murió  y fue sepultado, y su sepulcro  está con nosotros hasta el día de hoy. 30: Pero siendo  profeta, y sabiendo que con juramento  Dios le había jurado que de su descendencia en cuanto  a la carne  levantaría al  Cristo para que se  sentase en su trono; 31 viéndole antes habló  de la resurrección de Cristo , que su alma no fue  dejada en el Hades, ni su carne vio corrupción. 32:  A este  Jesús  resucitó Dios , de lo cual todos nosotros  somos testigos. 33: Así que,  exaltado  por la  diestra de Dios, y habiendo recibiendo del Padre la promesa del Espíritu Santo, ha derramado esto que vosotros  veis y oís”.

Pedro afirmó que Jesús había sido  “levantado” para sentarse en el trono de David (Verso 30) refiriéndose   a la resurrección de Jesús, Pedro explicó (Versos 31, 32) que Jesús fue exaltado a  “la mano derecha de Dios ” y fue  más lejos (verso 33) El apóstol Pedro se refirió a la coronación real de Jesús. Por lo tanto, las enseñanzas proféticas con respecto al Reinado de Jesús fueron cumplidos  en los Hechos  2. Note también que Jesús fue levantado para sentarse  en el trono de David (Verso30). Por lo tanto, el reinado de Jesús como rey es espiritual y no temporal.

El rey ahora está reinando. Cuando Pedro predicó de la coronación de Jesús (oficialmente  hecho rey), él presenta a Jesús como reinado al período  de los Hechos  2 (Versos 32, 33). El reino estaba en su lugar durante el primer siglo. Con respecto a los Cristianos en Colosas , leemos: “ El cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo”.  (Colosenses  1: 13). Juan escribió más adelante, “ Yo Juan, vuestro hermano, y coparticipe vuestro en la  tribulación,  en el REINO  y en  la paciencia de Jesús Cristo…” “(Apocalipsis. 1: 9).  Los premilenialistas  cometen el mismo error que los Judíos cometieron al esperar un reino terrenal. “ Preguntando los fariseos, cuándo había de venir el reino de Dios , les respondió y dijo: El reino de Dios no vendrá con advertencia , ni dirán helo aquí  o helo allí, porque he aquí el reino de Dios está entre vosotros.” (Lucas 17:20-21)

Jesús está reinando actualmente en el trono espiritual de David en el cielo, en donde él también sirve como sacerdote  (Zacarías. 6: 12, 13; Hebreos 4: 14-16). Las Escrituras no enseñan que Jesús debía reinar físicamente en la ciudad literal de Jerusalén sobre el trono material de David,  a la manera de un gobierno terrenal (Juan  18: 36). “Mi reino no es de este mundo, si mi reino fuera de este mundo…”

El apóstol Pablo escribiendo a los Efesios alrededor del año 60 D.C. “ la cual operó en Cristo, resucitándole de  los muertos y sentándole a su diestra en los lugares celestiales, sobre todo principado y autoridad y poder y señorío, y sobre todo nombre que se nombra, no solo en este siglo , sino también en el venidero” (Efesios 1:20-23).  Consideremos Hebreos 8:1 “ Ahora bien , el punto principal de lo que vinimos diciendo es que tenemos tal sumo sacerdote, el cual se sentó a la diestra del trono de la Majestad en los cielos”.  Todos estos pasajes dicen que ¡Él está reinando ahora!

El rey está viniendo otra vez. Uno de los preludios más magníficos encontrados  en las Escrituras con respecto al día de juicio se  lee como sigue:

“31: Cuando el hijo del hombre venga en su gloria, y todos los  santos  ángeles con él, entonces  se sentará en su trono de  gloria: 32: Y serán reunidas delante de él  todas las naciones: y apartará  uno de  los otros, como aparta el pastor las  ovejas de los cabritos 33: Y pondrá las ovejas a su   derecha, y los cabritos  a su izquierda. 34: Entonces El REY dirá a los de su   derecha: Venid benditos de mi Padre, heredad el reino preparado para vosotros  desde la fundación del mundo”.  (Mateo 25:31-34)

Notemos  “entonces el Rey dirá…” (verso34). La expresión “entonces  se sentará en su  trono de gloria ” no está enseñando que en aquel momento Jesús asumirá el REINADO  sino se está refiriendo al trono del juicio (2Corintios  5: 10). El juicio no será al principio del reinado de Jesús, sino al final del reinado mediador  de Jesús.   El apóstol Pablo escribió : “ Luego el fin, cuando entregue el reino al Dios y Padre, cuando haya suprimido todo dominio, toda autoridad y potencia.   Porque preciso es que él REINE hasta que haya puesto a todos sus enemigos debajo de sus pies  ” (1Corintios 15: 24 – 25 ).

Jesús ahora es el Soberano, Señor de señores, y  Rey de reyes. Cualquier doctrina que procure quitar  a Jesús de su soberanía que tiene ahora   es falsa. En  vista del Reinado de Jesús, nos obliga a  someternos a su reinado (Lucas  19: 14, 27).  “Pero sus conciudadanos le aborrecían y enviaron tras él una embajada, diciendo: No queremos que éste reine sobre nosotros”.   “ Y también a aquellos mis enemigos que no querían que yo reinase sobre ellos, traedlos acá , y decapitadlos delante de mí”.  Muchos desean ver a Jesús como salvador, pero no  quieren verlo como lo que es ahora, “ Soberano, Señor de señores, y  Rey de reyes.”

About Juan H. Canelo

Juan Canelo es un cristiano y miembro de la iglesia de Cristo. Casado con Georgina su compañera de toda la vida . Además componen su familia sus dos hijos adolecentes. Actualmente es el evangelista de la iglesia de Cristo de la Serena, Chile y conduce el programa radial “La Hora Bíblica” que se transmite a todo el mundo vía internet.

Subscribe

Subscribe to our e-mail newsletter to receive updates.

Sin comentarios aún.

Dejar tu comentario

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD