“El Día del Señor”

En la Ley de Moisés, el sistema de la nación judía, había un día que se distinguía de los otros días . Este día fue el sábado o séptimo día de la semana como se señala en (Éxodo 20: 8) “Acuérdate del día de reposo para santificarlo.”

El sábado fue un día en que el Judío debía considerarlo de una manera especial, un día que pertenecía al Señor (Éxodo 20: 10).” mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas.

También había una regulación especial en relación con el sábado, como el cese del trabajo, etc (Éxodo 20: 9) “ Seis días trabajarás, y harás toda tu obra; .

Sin embargo, cuando llegamos al Nuevo Testamento y al Pacto de Jesucristo, un sistema diseñado para todos los hombres; Judíos y Gentiles, el día sábado no tiene la misma relevancia. De hecho, Pablo estableció la poca importancia espiritual del Sabbath judío, cuando escribió a los cristianos que ellos no debían ser juzgados en criterios determinados como ” comer carne”, “beber”, “días de fiesta,” ” luna nueva, “o” días de reposo, ” asuntos y eventos característicos de la Ley de Moisés (Colosenses 2: 16).
“Por tanto, nadie os juzgue en comida o en bebida, o en cuanto a días de fiesta, luna nueva o días de reposo “

El Nuevo Testamento está lleno de advertencias de no vincular el sábado judío con la salvación y el hacerlo era renunciar a la salvación y hacer de Cristo y su gracia vana (Gálatas 5: 1-4, Hechos 15).
“Estad, pues, firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres, y no estéis otra vez sujetos al yugo de esclavitud. He aquí, yo Pablo os digo que si os circuncidáis, de nada os aprovechará Cristo. Y otra vez testifico a todo hombre que se circuncida, que está obligado a guardar toda la ley. De Cristo os desligasteis, los que por la ley os justificáis; de la gracia habéis caído. Pues nosotros por el Espíritu aguardamos por fe la esperanza de la justicia;”

Cuando se tiene en cuenta el Nuevo Testamento, se ve el énfasis puesto en otro día, en “el día del Señor”. El apóstol Juan escribió:

“Yo Juan, vuestro hermano, y copartícipe vuestro en la tribulación, en el reino y en la paciencia de Jesucristo, estaba en la isla llamada Patmos, por causa de la palabra de Dios y el testimonio de Jesucristo. Yo estaba en el Espíritu en el día del Señor, y oí detrás de mí una gran voz como de trompeta”(Apocalipsis. 1:9-10).

La expresión, “el día del Señor” viene del griego, “Emera kuriake” y distingue un determinado día de otros días. Si bien la frase, “día del Señor” sólo se encuentra en Apocalipsis 1:10. También encontramos en la Sagrada Escritura la expresión de Pablo: “La Cena del Señor” que es “ kuriakon deipnon” en 1Corintios 11: 20.
“Cuando, pues, os reunís vosotros, esto no es comer la cena del Señor.”

Así como la “cena” se asocia, como pertenencia peculiar con el Señor, (La cena que pertenece al Señor) se distingue de todas los demás “cenas”, el día del Señor es también único y singular. La pregunta es ¿Qué día pertenece al Señor?

Tenga en cuenta la especial referencia en las Escrituras a “… el primer día de la semana.” El historiador Lucas escribió lo siguiente de los primeros cristianos, lo que indica un día especial, que se distinguió de los otros días de la semana:

“El primer día de la semana, reunidos los discípulos para partir el pan, Pablo les enseñaba, habiendo de salir al día siguiente; y alargó el discurso hasta la medianoche.” (Hechos 20: 7).

Es evidente por el contexto que Pablo se reunió “el primer día de la semana” con la iglesia en Troas (ver versos 5, 6). La razón fue que los santos en Troas, se reunían el primer día de la semana para “partir el pan”. El “pan ” este caso obviamente se refiere a la Cena del Señor, el gran memorial en el que los cristianos celebran la muerte, resurrección y regreso de Jesús ( I Corintios 11: 24 y versos siguientes).

Aprendemos de Hechos 2: 42 que regularmente partían el pan. “… cuando los discípulos se reunían para partir el pan” (klasai Arton) es un ejemplo de una práctica. Hechos 2: 42 muestra la continuación y Hechos 20: 7 establece el día. Debido a que cada semana tiene un “primer día”, se deduce que el primer día de cada semana se reunieron con el propósito de conmemorar la muerte del Señor, y era el primer día de cada semana que ellos partían el pan o realizaban la Cena del Señor, el centro de la adoración del cristianismo.

La expresión, “… el primer día de la semana” en Hechos 20: 7 es del griego “ mia ton sabbaton ”. Traducido literalmente, “ mia ton sabbaton” significa : (MIA) una o primer, (TON) de la, ( SABBATON) Sábados . “Mia ton sabbaton” es una expresión idiomática o hebraísmo .

Los Textos par a una mejor comprensión de “mia ton sabbaton o “… el primer día de la semana” son Mateo 28: 1, Marcos 16: 2; Lucas 24: 1, y Juan 20: 1.

“Pasado el día de reposo, al amanecer del primer día de la semana, vinieron María Magdalena y la otra María, a ver el sepulcro”

“Y muy de mañana, el primer día de la semana, vinieron al sepulcro, ya salido el sol.”

“El primer día de la semana, muy de mañana, vinieron al sepulcro, trayendo las especias aromáticas que habían preparado, y algunas otras mujeres con ellas.”

“El primer día de la semana, María Magdalena fue de mañana, siendo aún oscuro, al sepulcro; y vio quitada la piedra del sepulcro”

Mateo nos dice que María Magdalena y la “otra María” vinieron al sepulcro de Jesús, “pasado el día de reposo, al amanecer del primer día de la semana …”, Marcos menciona que era temprano del primer día, Lucas dijo que el primer día, muy temprano en la mañana y Juan describió el momento todavía más temprano, estaba oscuro, el primer día de la semana respecto a la declaración al tiempo en Mateo el , comentarista Albert Barnes comenta así:.

“Pasado el día de reposo’ La palabra aquí significa lo mismo que” después de “el sábado – es decir, después de que el sábado fue completado en su totalidad o terminado, y puede ser expresado de esta manera:” En la noche siguiente al sábado, ya que el sábado terminaba a la puesta del sol, y comenzaba al “amanecer” (Barnes en el Nuevo Testamento, vol. 1, pág. 317).

La cronología de la muerte y resurrección de Jesús ayuda a determinar el significado de “mia ton sabbaton ”. Jesús fue crucificado por la tarde del viernes, el día de la preparación para el sábado (Lucas 23: 54, ver versos 44-56).
“Era día de la preparación, y estaba para comenzar el día de reposo”

Jesús dijo que él resucitaría al tercer día (Mateo 16: 21) “Desde entonces comenzó Jesús a declarar a sus discípulos que le era necesario ir a Jerusalén y padecer mucho de los ancianos, de los principales sacerdotes y de los escribas; y ser muerto, y resucitar al tercer día”

Por lo tanto, sobre la base de un cálculo común, la cronología nos indica que “ mia ton sabbaton ” simplemente se refiere al día siguiente del sábado judío, el día que llamamos domingo o el “primer día de la semana”

Quisiera señalar en este punto de vista de algunos que enseñan que Jesús fue resucitado en el día de reposo y que “mia sabbaton ton ” significa un sábado o el sábado después de un día de reposo, sostienen que “mia ton sabbaton ” era una forma judía para la designación de un sábado especial en relación con la Pascua. Sin embargo, como hemos visto, este no es el caso.

Argumentan los sabatistas que Jesús fue crucificado en la tarde del miércoles y resucitado en la tarde del sábado, Si esto hubiera sido así, literalmente estaríamos hablando de 72 horas. Este argumento se basa en los “tres días y tres noches” de Mateo 12: 40. “Porque como estuvo Jonás en el vientre del gran pez tres días y tres noches, así estará el Hijo del Hombre en el corazón de la tierra tres días y tres noches”

Sin embargo, esta opinión no tiene el apoyo bíblico y trae conflictos con los que expresamente se enseña en el Nuevo Testamento.

Jesús fue crucificado en lo que llamamos el viernes o el sexto día de la semana (Lucas 23: 54). “Era día de la preparación, y estaba para comenzar el día de reposo “
Se dice que por la tarde del viernes y el domingo por la mañana no se componen de tres días y tres noches. Por lo tanto, trae dificultades con la creencia de que Jesús fue crucificado el viernes y resucitó el domingo.

Para entender correctamente cualquier pasaje, debe ser considerado todo lo dicho sobre el tema . El hecho de no hacerlo puede dar lugar a malentendidos y puede hacer que parezca que la Biblia sea contradictoria, la cual no lo es.

He aquí una recopilación de lo que dice la Biblia acerca del día de la resurrección de Cristo: ocho pasajes citan a Jesús diciendo que él resucitará al tercer día, Mateo16: 21, 17, 23, 20, 19; Lucas 9: 22, 13: 32, 18, 33, 24: 7, 46.
Pedro dijo que Jesús resucitó al tercer día (Hechos 10: 40). “A éste levantó Dios al tercer día, e hizo que se manifestase”
Pablo dijo que Jesús resucitó al tercer día (1 Cor.15: 4).” y que fue sepultado, y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras;”
Cleofás y un compañero dijeron que fue el tercer día (Lucas. 24: 21). “Pero nosotros esperábamos que él era el que había de redimir a Israel; y ahora, además de todo esto, hoy es ya el tercer día que esto ha acontecido “

Tres veces se dice que fue en tres días (Mateo 26: 61; Juan 2: 19-21., 10: 17-18 Cuatro veces se dice que se levantó después de tres días (Mateo 27: 63 , Marcos 8: 31.; 9: 9, 10, 31, 10:34).

De acuerdo a la comprensión del siglo 20, sería imposible comprender todos estos literalmente. Si Jesús fue resucitado en un período literal de 72 horas, entonces el resucitó en el cuarto día de su muerte. Sin embargo, el cuarto día no se menciona nunca.

La respuesta al problema radica en el hecho de que los Judíos no eran tan exactos contando el tiempo como lo hacemos hoy. “En el tercer día”, “después de tres días”, “en tres días”, y “tres días y tres noches”, significaban todos la misma cosa. Lucas 24 es el pasaje que muestra de manera concluyente que Jesús fue resucitado el primer día de la semana. El versículo 1 dice de las mujeres vinieron a la tumba el primer día de la semana.

Además de “sabbaton ton mia”, también tenemos el texto en griego , “kata mian sabbatou”, lo encontramos en la carta que Pablo escribió a los cristianos de Corinto:

” En cuanto a la ofrenda para los santos, haced vosotros también de la manera que ordené en las iglesias de Galacia. Cada primer día de la semana cada uno de vosotros ponga aparte algo, según haya prosperado, guardándolo, para que cuando yo llegue no se recojan entonces ofrendas”(I Cor. 16:1- 2).

La expresión kata mian sabbatou literalmente significa “Cada primer sábado(s).Una vez más, este término también es idiomático (un hebraísmo). Albert Barnes señala lo siguiente acerca de “El primer día de la semana” en I Corintios 16: 2:

“. El primer día de la semana”. Los Judíos utilizaban la palabra sábado para referirse a la semana, el período de siete días, Mateo 28:1, Marcos 16:9 y Lucas 18:12; 24:1 Juan 20:1,19 Compare Levítico 23:15;… Deuteronomio 16:9 Se acepta universalmente que aquí el primer día de la semana, es el día del Señor “(Barnes el Nuevo Testamento, vol. 5).

AT Robertson señaló respecto al “… el primer día de la semana” en Hechos 20: 7 así: “Tanto el sabbatou en su forma singular (Marcos 16:9) o el sabbaton en su forma plural, como en este caso se utilizó para la semana (sábado a sábado) … En Apocalipsis 1:10 el día del Señor parece ser el día de la semana en que Jesús resucitó de la tumba “(Word Pictures en el Nuevo Testamento, vol. 3). En cuanto a la expresión “primer día de la semana” En general, los comentarios remarcan: que es Literal e idiomáticamente, “uno de los sábados” y significa «el primer día después del sábado …” ( Vines Diccionario Expositivo de Palabras del Nuevo Testamento, p. 138) .

Como el gramático del griego Marvin R. Vincent, señala que kata en Kata mian sabbatou (“primer día de la semana”) que se encuentran en I Corintios 16: 2 “… tiene una fuerza de distribución, cada primer día” (Estudios de las palabras en el Nuevo Testamento, Vol. . 3, pág. 288). Así Marshall en el Interlineal Griego-Inglés del Nuevo Testamento señala , “El primer día de cada semana ….” Menciono esto para mostrar que el primer día de la semana no es el día de reposo asociado con el Judío y la Ley de Moisés, fue un día con respecto a los primeros cristianos y que goza de reconocimiento especial y regular .

Veamos ahora la correlación entre el “… primer día de la semana” y “el día del Señor.” El “primer día de la semana” (nuestro domingo) y el “día del Señor” son equivalentes uno del otro. Considere lo siguiente con respecto al “ día del Señor”:

“1.- En la lingüística :

Anteriormente se suponía que el adjetivo “kuriakos” (traducido “el Señor”) era una palabra puramente cristiana, pero los descubrimientos recientes han demostrado que era de uso muy común en el Imperio Romano antes que la influencia cristiana se dejara sentir. En el uso secular significaba ‘imperial’, ‘ y ‘perteneciente al Señor ‘. Era utilizado para el emperador – y por lo que su adopción por el cristianismo en el sentido de “pertenencia al Señor” – “a Cristo” -fue perfectamente factible. De hecho, no hay razón para suponer que en los días de Domiciano, cuando el tema había sido claramente definido como “¿Quién es el Señor? César o Cristo? “El uso del adjetivo “Kuriakos” por la iglesia era en parte una protesta contra el culto al César . Y hasta es posible que la frase completa, «día del Señor,” fuera acuñada como un contraste a la frase, “el día de Augusto , un término que parece haber sido utilizado en algunas partes del Imperio, día que era especialmente dedicado en honor del culto al César.

2. El Período Post-apostólico:

‘Día del Señor’ en el Nuevo Testamento sólo se encuentra en Apocalipsis 1:10, pero en la literatura post-apostólica tenemos las siguientes referencias:

Ignacio, A los Magnesios , IX.1 (ca. 90 dC), “Ya no guardamos el sábado, sino vivimos según el día del Señor, en el que también surgió nuestra Luz”; “El día del Señor comenzaba al amanecer” (comparar Mateo 28:1), versículo 50, “temprano el día del Señor” ( Lucas 24:1); ‘Nos reservamos el octavo día con alegría, en que Jesús resucitó de entre los muertos. “Es decir, el Domingo como el día de la resurrección de Cristo, se guardó como una fiesta cristiana llamada “día del Señor

3. El domingo y el sábado:

El Domingo, sin embargo, se distinguía claramente del sábado, los gentiles no circuncidados estaban libres de cualquier obligación de la observancia del sábado, y es muy cierto que en los tiempos apostólicos ninguna renovación de las normas del sábado o el traslado de ellas al domingo se hizo para los gentiles conversos. Ni la observancia de un “día de descanso” en particular figura entre las “cosas necesarias” de Hechos 15: 28, 29 “Porque ha parecido bien al Espíritu Santo, y a nosotros, no imponeros ninguna carga más que estas cosas necesarias: que os abstengáis de lo sacrificado a ídolos, de sangre, de ahogado y de fornicación; de las cuales cosas si os guardareis, bien haréis. Pasadlo bien”
ni ningún precepto se ha encontrado entre las variadas enseñanzas dadas en toda la literatura epistolar ….” ( La Enciclopedia Bíblica Internacional Estándar, vol. 3, pág. 1919).

El día del Señor es un día muy real, de hecho. Es el día que el Señor de señores y Rey de reyes fue resucitado de entre los muertos, para nunca más morir y convertirse en las “primicias de los que durmieron” (Romanos 1: 4; I Corintios 15: 20.). “ que fue declarado Hijo de Dios con poder, según el Espíritu de santidad, por la resurrección de entre los muertos”
“Mas ahora Cristo ha resucitado de los muertos; primicias de los que durmieron es hecho.”

Si estamos en lo correcto acerca de nuestro cálculo el ” día de Pentecostés” de Hechos 2: 1 cayó en el primer día de la semana, el domingo, entonces el día del Señor es el día que el Señor comenzó su reinado mediador a la diestra del Padre, el día en que el Espíritu fue enviado a los apóstoles a guiarles a toda la verdad, el perdón de los pecados por primera vez se experimentó directamente sobre la base de la sangre derramada de Jesús, fue el día del comienzo de la iglesia, y el día en que fue predicado el evangelio por primera vez en su plenitud (Hechos 2: 31-36; Juan 14: 26, Hechos 1: 8, Hechos 2: 38; Hechos 2: 14-47).

Repito con énfasis el día del Señor es un día particularmente especial que se asocia significativamente con Jesús y el cristianismo. El “día del Señor”, o“el primer día de la semana,” pertenece al Señor y debe ser respetado y utilizado en consecuencia. Es un día de gran significado espiritual, un día para celebrar la muerte y resurrección de Jesús, anticipando su regreso y ninguno que llamándose cristiano debería ausentarse del lugar en que los cristianos se reúnen. (Hechos 20: 7, I Corintios 11:. 23 y versos siguientes).

About Juan H. Canelo

Juan Canelo es un cristiano y miembro de la iglesia de Cristo. Casado con Georgina su compañera de toda la vida . Además componen su familia sus dos hijos adolecentes. Actualmente es el evangelista de la iglesia de Cristo de la Serena, Chile y conduce el programa radial “La Hora Bíblica” que se transmite a todo el mundo vía internet.

Subscribe

Subscribe to our e-mail newsletter to receive updates.

Sin comentarios aún.

Dejar tu comentario

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD